sábado, 25 de mayo de 2013

Casa de las estrellas: el universo contado por los niños", de Javier Naranjo

Un maestro compiló las mejores definiciones de palabras creadas por chicos y generó conmoción en la Feria del Libro de Bogotá, Colombia. El universo, la iglesia, la soledad y la violencia son explicadas en forma tan insólita como realista. Aquí, algunos ejemplos.




“Iglesia: donde uno va a perdonar a Dios", es una descripción salida de la cabecita de Natalia Bueno, una nena colombiana de siete años. Esta y otras 500 definiciones conviven en “Casa de las estrellas: el universo contado por los niños". Se convirtió en el éxito menos imaginado de la Feria Internacional del Libro de Bogotá, Colombia.

¿Cómo surgió el proyecto? "En creación literaria hacíamos juegos de palabras, inventábamos historias. Y la génesis del libro es uno de los ejercicios que hacíamos", le contó a BBC Mundo Javier Naranjo, maestro de escuelas rurales y poeta. Fue el encargado de compilar las definiciones durante “un período de entre ocho a diez años”.

Para celebrar el Día del Niño, pidió a sus alumnos que dijeran qué era un niño. "Recuerdo una definición que era: 'Es un amigo que tiene el pelo cortito, no toma ron y se acuesta más temprano'. A mí me encantó, me pareció perfecta", recuerda Naranjo. "Y entendí que ellos tienen una lógica distinta, otra manera de entender el mundo, otra manera de habitar la realidad. Entendí que pueden revelarnos muchas cosas que ya hemos olvidado", agrega.

"Los niños eligieron algunas palabras y yo también: palabras que me interesaban, por las que me preguntaba. Pero no eludí ninguna", explica el maestro. "Y ninguna definición dicha por ellos alrededor de esas palabras la taché o la quité. La única guía que tuve para la selección era la potencia de esas palabras y de sus expresiones. El poder de revelación que tenían", afirmó.

Lo único que Naranjo corrigió fue puntuación y ortografía. Para él, ese respeto a las voces de los niños es parte del éxito del libro, que fue reeditado en 2005 y 2009 y ha inspirado ejercicios similares en países como México y Venezuela.

Definiciones que llegan al alma

* Adulto: Persona que en toda cosa que habla, primero ella (Andrés Felipe Bedoya, 8 años).

* Anciano: Es un hombre que se mantiene sentado todo el día (Maryluz Arbeláez, 9 años).

* Agua: Transparencia que se puede tomar (Tatiana Ramírez, 7 años).

* Blanco: Un color que no pinta (Jonathan Ramírez, 11 años).

* Campesino: Un campesino no tiene casa, ni plata. Solamente sus hijos (Luis Alberto Ortiz, 8 años).

* Cielo: Donde sale el día (Duván Arnulfo Arango, 8 años).

* Colombia: Es un partido de fútbol (Diego Giraldo, 8 años).

* Dinero: Cosa de interés para los demás con lo cual se hacen amigos y no tener esto, hace enemigos (Ana María Noreña, 12 años).

* Dios: Es el amor con pelo largo y poderes (Ana Milena Hurtado, 5 años).

* Envidia: Tirarle piedras a los amigos (Alejandro Tobón, 7 años).

* Iglesia: Donde uno va a perdonar a Dios (Natalia Bueno, 7 años).

* Luna: Es lo que nos da la noche (Leidy Johanna García, 8 años).

* Oscuridad: Es como la frescura de la noche (Ana Cristina Henao, 8 años).

* Paz: Cuando uno se perdona (Juan Camilo Hurtado, 8 años).

* Soledad: Tristeza que le da a uno a veces (Iván Darío López, 10 años).

* Tiempo: Algo que pasa para recordar (Jorge Armando, 8 años).

* Universo: Casa de las estrellas (Carlos Gómez, 12 años).

* Violencia: Parte mala de la paz (Sara Martínez, 7 años).

Fuente: El éxito menos pensado: un diccionario de niños emociona a los adultos.